jueves, 1 de enero de 2015

igual


La vida sigue.                 Igual.
En este año “encetado”
(1), igual
que un mendrugo de pan que no hace migas,
                  vienen ya las crecientes horas de la tarde
que conocían los bueyes en el campo. 
Tomé un café.                Igual
que ayer. Medité en el fondo de la taza,
reposado.
               Tomé un licor, sobrante
de todas los excesos de la noche.            Igual
que ayer. Tomé un respiro. Te dejé marchar
para que tú me dejaras marchar.            Mas
no sé a dónde…
Y ya te estoy buscando. En este día primero.          Igual
que aquel primer día, que te encontré, aún sin buscarlo;
                                                           aún sin buscarte.

(1):encetare, en llionés: 
Latín:inceptare) v. trans. Comenzar alguna cosa comestible, como hogaza, queso, cecina. etc.

(agf/01.01.2mil15… se me hace raro)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Espero tu comentario amable. Me ayudará a mejorar. Gracias.

OTRAS ENTRADAS ANTERIORES