lunes, 12 de abril de 2010

prueba




Mi amada es una flauta que me hace bailar... eternamente.
Mujer y música.
O al revés.
Mi amada es un poema interminable.
Música y baile.
Así, así es.
Mi amada es una inquietante poesía.
Música, boca,
y mirada
de mujer... como una peonía.
Es verdad.
Como es veraz
la peonía,
aunque no tenga olor.
Mas me atrae - yo arrebolado de rubor -
irremediablemente
el color
de sus mil pétalos apuntando siempre a mi corazón de hombre.
Flauta, baile, poema, boca, mirada, flor... hombre,
y mujer.
Mi amada es una flauta que me hace bailar... eternamente.

@@@

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Espero tu comentario amable. Me ayudará a mejorar. Gracias.

ÍNDICE DE CATEGORÍAS:

OTRAS ENTRADAS ANTERIORES